IDAES

El rol de las ciencias sociales frente a la pandemia

En un debate público auspiciado por Le Monde Diplomatique y Fondo de Cultura Económica, destacados referentes del mundo académico intercambiaron ideas sobre el lugar que ocupan las disciplinas del saber social ante un contexto de emergencia y sus relaciones con el Estado.

El evento se desarrolló bajo el título: ¿”Legisladores” y/o “intérpretes”? ¿Qué podemos hacer? ¿Qué debemos hacer? Las ciencias sociales en la pandemia, utilizando como disparador el libro “Legisladores e intérpretes” de Zygmunt Bauman, una obra trascendente para ámbito de las ciencias sociales publicada en 1987. El debate retomó la idea del intelectual público como un actor central en las discusiones sociales, y se preguntó sobre cómo ejercer este rol en un contexto complejo como el de la emergencia sanitaria.

El sociólogo Gabriel Kessler (Escuela IDAES | UNSAM – CONICET) fue el encargado de moderar el encuentro, que contó con el auspicio de LE MONDE diplomatique y el Fondo de Cultura Económica, y con exposiciones de Daniel Feierstein (UBA – UNTREF – CONICET), Sol Minoldo (CIECS-CONICET), María Esperanza Casullo (UNRN-CONICET), Pablo Semán (Escuela IDAES | UNSAM – CONICET) y Ariel Wilkis (Escuela IDAES | UNSAM – CONICET).

Durante el intercambio, Ariel Wilkis destacó la importancia del contexto al momento de realizar evaluaciones: “la relación entre las ciencias sociales y el Estado en Argentina ha sido favorable. Y esta condición tiene dos puntos a tener en cuenta. Por un lado, las afinidades con políticas interpersonales, que han llevado a que las ciencias sociales sean escuchadas por aquellos que ocupan posiciones de poder. Y, por el otro, la definición científica de la gestión de la pandemia, es decir, incorporar el punto de vista científico en las formas de gestión de la pandemia”, expresó.

Por su parte, María Esperanza Casullo aseguró que “las discusiones que se dieron en el contexto de pandemia nos dejaron, entre todas las preguntas, una muy bourdiana acerca de las relaciones de saber-poder y las relaciones de legitimidad dentro del campo. Situación en la cual, ciertas disciplinas de las ciencias sociales, estamos en una posición que no necesariamente se nos otorga la mayor legitimidad”.

Retomando el hilo del debate, Pablo Semán destacó que”las ciencias sociales también están en los supuestos de los economistas y de los epidemiólogos”. En este sentido, el investigador explicó que  “la epidemiología tiene muchas ciencias sociales embutidas, no elaborada reflexivamente” y subrayó: “en buena parte de eso vimos los tropiezos del Estado, al tratar de ejecutar una especia de software que no funcionaba”.

El intercambio continuó con la participación de Sol Minoldo quien, a partir de una idea de la escritora y periodista Tamara Tenenbaum, sostuvo que “ninguna afirmación sobre la realidad puede decirnos cuál es nuestro deseo o cuál es nuestro deber”, y añadió: “esto no quiere decir que las ciencias no deban o no puedan involucrarse en esos problemas, lo que quiere decir es que toda intervención de las ciencias en un problema social es de algún modo política”.

Por último, el  sociólogo Daniel Feierstein destacó que “la pandemia era un hecho social y no se percibió que era un hecho social, ni en comprender cómo ocurría ni en pensar las intervenciones”.

El registro completo de la actividad puede verse en este enlace.

 

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Nota actualizada el 1 de julio de 2021

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *