Cátedra Coetzee,UNSAM Edita

Antjie Krog y Mia Couto presentaron sus libros en el Campus de la UNSAM

Galería

Invitados a la cuarta edición de la Cátedra Coetzee Literaturas del sur, la escritora sudafricana y el escritor mozambiqueño presentaron en el Campus “País de mi calavera” y “Un río llamado tiempo, una casa llamada tierra”, traducidos y editados para la Colección Letras de UNSAM Edita.

Por Laura Gutiérrez

La presentación inició con una performance al aire libre a cargo de estudiantes del Instituto de Artes Mauricio Kagel. Los autores Antjie Krog y Mia Couto, acompañados por el premio Nobel J. M. Coetzee, disfrutaron de la intervención inspirada en sus textos, que fue dirigida por los profesores Yamil Ostrovsky y Darío Diaco; musicalizada por Matías Keller Sarmiento; vestuario a cargo de Gabriella Gerdelics; y realizada por los alumnos de las carreras de circo y danza Agustín Alvarez, Juan Marcelo Rossi, Micaela Mirelman, María León, Javiera Molina, Manuel Perea, Nayme De Luca, Agustina Osuna, Agustina Carena, Isidora Aguirre, María Belén Coiza y Julieta Lozada.

Movilizados por una música que fusionaba ritmos africanos y rioplatenses, los artistas interpretaron los temas del dolor, la búsqueda de la memoria y la reconciliación, cuestiones que atraviesan los libros de los autores invitados.

La directora de UNSAM Edita, Daniela Verón, inició el encuentro destacando la importancia de la inclusión de libros de ficción en los catálogos universitarios. Además, remarcó que en menos de dos años la colección Letras ya cuenta con siete libros publicados y que para antes de fin de año se esperan dos más del escritor alemán Uwe Timm.

El premio Nobel de Literatura J. M. Coetzee fue el encargado de presentar a los autores de la colección. Luego de elogiar la calidad de la edición de los libros, remarcó la importancia de seguir editando literaturas que acerquen mundos y profundicen la relaciones Sur-Sur por fuera de los flujos comerciales y culturales de los centros editoriales y universitarios hegemónicos del Norte.

Escritora, poeta y ensayista, Antjie Krog fue la primera en tomar la palabra y desplegar toda la fuerza de su pensamiento y su obra como cuerpo de una memoria viva. ¿En qué idioma y cómo escribir sobre el proceso histórico de Sudáfrica? La autora reflexionó sobre su elección del afrikáans —su lengua madre— por sobre el inglés —la lengua de los colonos— para su escritura. Luego hizo especial hincapié en dos cosas: el agradecimiento a Coetzee y a la UNSAM por la posibilidad de la publicación de su obra en español y la importancia de la conexión de mundos a través de la traducción. “Los traductores son los nuevos reconciliadores”, concluyó.

Minutos después, por primera vez en la Colección Letras, el idioma portugués irrumpió a través de la voz de Mia Couto, quien compartió una anécdota sobre el ritual de despedida de las personas que cruzan diariamente el río de Maputo, la capital mozambiqueña, para ir a su trabajo. ¿Qué sucedía en ese saludo en el que el abrazo de despedida duraba más que el viaje en sí mismo? Allí Couto encontró la clave que inspiró su obra: “Yo no atravesaba un río, atravesaba culturas, mundos”.

La presentación terminó con la lectura de fragmentos de los libros a cargo de Román Lamas y Mara Martelli, acompañados musicalmente por Matías Keller Sarmiento. Además, hubo un brindis por los diez años de la editorial UNSAM Edita.

Nota actualizada el 26 de septiembre de 2016

No están permitidos los comentarios.