Escuela de Humanidades

Lanzamiento de la Diplomatura en Cultura Islámica

Galería

El 5 de junio, en el Salón Dorado del Palacio San Martín del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto de la Nación, se realizó el lanzamiento de la nueva Diplomatura en Cultura Islámica de la Escuela de Humanidades de la UNSAM. Las palabras de bienvenida estuvieron a cargo del embajador Guillermo Oliveri, secretario de Culto […]

El 5 de junio, en el Salón Dorado del Palacio San Martín del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto de la Nación, se realizó el lanzamiento de la nueva Diplomatura en Cultura Islámica de la Escuela de Humanidades de la UNSAM. Las palabras de bienvenida estuvieron a cargo del embajador Guillermo Oliveri, secretario de Culto de la Nación, seguido por la presentación del decano de la Escuela de Humanidades, Enrique Corti, y por el director de la Diplomatura, Sumer Noufouri.

El Instituto “Islam para la Paz” es una organización no gubernamental al servicio de la comunidad islámica y toda la sociedad argentina, que trabaja para difundir los valores islámicos propagando la convivencia de culturas y religiones, y evitando en este sentido la discriminación por desconocimiento.

La diplomatura fue pensada como una propuesta académica que propicia la comprensión de la cultura islámica y los países donde se constituye como mayoría. Desarrolla y planifica diversas actividades que contribuyen al desarrollo de la convivencia pacífica y al diálogo intercultural e interreligioso dentro de una sociedad.

A continuación, el secretario de Culto de la Nación, embajador Guillermo Oliveri, agradeció la presencia de los funcionarios del Gobierno de Buenos Aires y autoridades de la UNSAM. Oliveri se refirió al bagaje cultural distintivo de la sociedad argentina como consecuencia de todas las corrientes migratorias del siglo XIX. Dicha riqueza ha permitido una convivencia pacífica entre las diversas comunidades y un especial respeto por las diversidades religiosas.

El embajador manifestó la responsabilidad de las comunidades en particular y del Estado argentino en general de generar nuevos espacios de diálogo y encuentro que refuercen los canales de comunicación y conocimiento. “En este sentido, el camino pensado desde la Diplomatura- afirmó Oliveri- nos hace pensar que quienes se vayan formando en dicha cultura puedan oficiar de voceros para los jóvenes y niños, generando espacios compartidos en todos los planos de una sociedad”.

A continuación, Enrique Corti se dirigió al auditorio con una suerte de confesión: “Estamos frente a dos extremos: las religiones monoteístas frente a la universidad, una institución corporativa urbana, ambas milenarias. En este momento estamos llevando adelante y desde muchos frentes un gesto de aproximación, de igualamiento que tiene en común la palabra”. “En este gesto de aproximación universitario e institucional- afirmó Corti- tratamos de celebrar una palabra que sea de paz”. El decano celebró haber acogido en la Escuela de Humanidades esta iniciativa que abre un camino enriquecedor para todos.

Finalmente el director de la Diplomatura, Sumer Noufouri, agradeció en primer lugar a Dios por este paso tan importante e hizo extensivo su gratitud a la Secretaría de Cultura de la Nación, por el apoyo y el abrazo que hace posible una política inclusiva de la diversidad religiosa.

El mundo actual atraviesa un período de fuerte transformación, ha cambiado la dinámica entre los países que permite configurar un nuevo mapa económico mundial caracterizado por la vinculación con economías complementarias, nuevas y mejores ofertas aéreas y el abaratamiento de las comunicaciones entre otras variables. Este nuevo escenario permite una mayor vinculación entre Sudamérica y los países islámicos.

De acuerdo al último censo realizado en Argentina, la comunidad musulmana está compuesta por más de ochocientos mil musulmanes, ya sea por nacimiento o por conversiones. Sin embargo, la tradición islámica no es tan conocida en la Argentina como lo es la religión católica o judía. En este sentido, es muy importante que en el ámbito educativo, los docentes adquieran nuevas habilidades en tanto argentinos y musulmanes que ayudarán a edificar una sociedad más justa y solidaria. Lo mismo sucede en el ámbito empresarial y en el plano de la gestión pública.

Una sociedad que convive armoniosamente en la diversidad es una sociedad en paz y es una sociedad que progresa en todos los órdenes. La Diplomatura entonces complementará las habilidades de los profesionales de distintas áreas para adquirir nuevas herramientas que ayuden a gestionar nuevos escenarios que se presentan en la actualidad.

El presente trayecto formativo incorpora contenidos presentes en una materia de grado o dentro de un posgrado. La novedad que aporta la Diplomatura es su modalidad de diplomado, que en un total de 120 horas brindará a sus estudiantes las nociones de la cultura desde cuatro perspectivas:

  • Conceptos básicos sobre el Islam y su cultura
  • Geopolítica en el mundo islámico
  • Aspectos económicos, comerciales, protocolares y ubicuidad
  • El Islam y las Ciencias Sociales: relación del Estado y la comunidad islámica – Diálogo interreligioso

La Diplomatura se dirige principalmente a funcionarios de la administración pública, empresarios, profesionales de la educación y periodistas. No se trata de una herramienta de proselitismo, en este sentido, no fue hecha para islamizar. Su finalidad por el contrario, es dotar a los estudiantes de diversas herramientas que optimizarán sus conocimientos de base. Por tal motivo no excluye a nadie, el beneficio es que pueda llegar a todos y desde ese lugar capacitar actores para transformación. El objetivo de la Diplomatura es coherente con el deseo de un Estado más eficiente y justo, de una educación más inclusiva y contenedora, y de un periodismo mas objetivo, formado y profesional. Cualquier persona que transite el camino propuesto incorporará una nueva habilidad y lo hará mediante una propuesta académica, independiente y plural.

Estuvieron presentes en el lanzamiento de la DCI: el subsecretario de la Nación, embajador Juan Landaburu; el director de la Dirección General de Cultos de la Ciudad de Buenos Aires, Alfredo Abriani; la directora Académica de Gener@, Silvina Zabala; Sandra Bergenfeld, secretaria académica del Instituto Superior de Control de la Gestión Pública (ISCGP); el embajador de la República de Argelia, Benauda Hamel; el embajador de la República de Túnez, Hichem Bayoudh; la segunda secretaria de la Embajada de Palestina, Linda Darissa; el tercer secretario de la Embajada de la República de Indonesia, Darius Erlangga; la consejera de la embajada del Reino de Marruecos, Karina Benkirane; el segundo secretario de la Embajada de Kuwait, Rakan Alaiban; y de la Embajada del Reino de Arabia Saudita, Saif Alotaibi.

También participaron del evento por la Embajada de los Estados Unidos, Luke Durkin del área laboral y de DD.HH;  Silvana Oneto, de la Sección Política; por la Embaja de Francia, el primer Secretario Grégory Varennes; Jorge Elbaum, presidente de AMOS; Humberto Shikiya, director general de CREAS – ACT Alianza; y Caterina Bain, directora ejecutiva de CREAS – ACT; miembros del Centro de Diálogo Intercultural ALBA; Juan Ottavis, Culto de la Juventud Peronista; y miembros de la comunidad islámica y no-islámica en general.

Fuente: http://www.ain.com.ar/nota.php?nota=9484

 

 

, ,

Nota actualizada el 12 de junio de 2014

No están permitidos los comentarios.