Escuela de Ciencia y Tecnología, home, Instituto de Investigaciones Biotecnológicas

“Hazlo tú mismo”: cuando lxs estudiantes fabrican equipos únicos en el país para medir bacterias

El estudiante de la ingeniería Biomédica de la Escuela de Ciencia y Tecnología Pedro Nicolás Martínez Viademonte comenzó a construir un equipo para medir de manera automática y constante el crecimiento de bacterias. La iniciativa surgió a partir de su vinculación con el grupo de investigación de la Escuela de Bio y Nanotecnologías liderado por Alfonso Soler, que lo acompaña en el proceso.

Por Alejandro Zamponi. Fotos: Pablo Carrera Oser.

 

Lxs microbiologxs estudian bacterias que se multiplican muy rápido: algunas se duplican una vez por mes, mientras que otras lo hacen cada doce horas o en quince minutos. Para estudiar este fenómeno, se necesitan aparatos especiales y ultrasensibles.

Hace 50 años, Rodolfo Ugalde, un pionero de la biotecnología argentina, medía bacterias con un equipo armado por él, en base a los que había diseñado el microbiólogo estadounidense Michael Doudoroff.

Epígrafe. Los equipos armados hace 50 años por Rodolfo Ugalde para medir el crecimiento bacteriano consisten en un frasco de Kitasato adherido a un tubo Bausch.

 

Actualmente en el Instituto de Investigaciones Biotecnológicas de la Escuela de Bio y Nanotecnologías (IIB_EByN_UNSAM) hay un grupo de investigación liderado por Alfonso Soler que se dedica estudiar la velocidad de la división bacteriana para, por ejemplo, desarrollar una vacuna contra el cólera y acelerar la producción de soja (como contó a INFOBAE aquí y a NoticiasUNSAM aquí). Su objetivo es reprogramar el crecimiento de las bacterias, mediante la modificación de su genoma con tijeras moleculares de precisión (como CRISPR-Cas), y medir como esa alteración afecta su comportamiento.

El grupo de Soler posee equipos importados para medir el crecimiento bacteriano, pero ni automatizan completamente el proceso de medición, ni se adaptan perfectamente a cada necesidad. En ese contexto, el estudiante de la ingeniería biomédica de la Escuela de Ciencia y Tecnología (ECyT_UNSAM) Pedro Nicolás Martínez Viademonte está construyendo un equipo específicamente diseñado que permitirá ahorrar decenas de horas de trabajo en la mesada del laboratorio, así como mejorar la calidad de las mediciones. El equipamiento fue diseñado para utilizar hardware libre y código abierto, por lo que además puede ser adaptado a las necesidades específicas de cada usuario. “Esta es la clave: muchas soluciones comerciales no se adaptan exactamente a lo que se quiere medir y ganar estas capacidades nos pemite observar cosas que nunca antes su pudieron observar”, aseguró Alfonso Soler. 

“Este equipo se llama Microbemeter. El modelo original fue desarrollado por un grupo de investigadores de una universidad en Reino Unido, que compartió de manera gratuita los planos. Lo que estoy haciendo es armarlo, incorporando algunas modificaciones para que tenga más capacidad”, contó Pedro, que es oriundo de San Martín de los Ándes, en Neuquén.

Epígrafe. De izq. a der.: Fabiana Fulgenzi, Pedro Nicolás Martínez Viademonte e Ian Medici.

El equipo cuenta con fotodiodos, que son unos sensores que miden constantemente la turbidez de la muestra en los tubos, y cuenta también con conexión bluetooth a una computadora. Además de que el proceso es automático, no hay que sacar muestras de los tubos, la medición es contínua y puede consultarse de manera remota.

Armar este equipo requiere contar con capacidades en ingeniería: interpretar un circuito, ensamblarlo, hacer el programa que se comunica con el circuito para ver la medición y transmitirla a la computadora. “Como biólogo puedo programar cosas sencillas, puedo entender cómo funciona un circuito pero jamás podría ensamblar un equipo así. Por eso cuando se acercó Pedro con ganas de colaborar con mi grupo, lo primero que le propuse fue hacer este equipo”, dijo Alfonso Soler.

El grupo de Soler se hizo cargo de la compra de los componentes y además apoya a Pedro con el acompañamiento del becario doctoral Ian Medici y de la ingeniera agrónoma Fabiana Fulgenzi, quien además es docente de la EByN y estudiante de la Tecnicatura en Programación de la ECyT. Ian es uno de los integrantes del grupo que utilizará el equipo y puede asesorarlo sobre si las mediciones son correctas. Fabiana, por su parte, tiene una experiencia previa en la adaptación de un equipamiento de laboratorio, que le permitió incorporar nuevas prestaciones.

Hace unos meses Pedro comenzó con el proceso de impresión 3D de piezas en su casa y ahora está recibiendo los componentes restantes para avanzar con el ensamblado.

“Celebro que haya jóvenes como Pedro con iniciativa y capacidades para producir localmente el equipamiento que se necesita en los laboratorios”, aseguró Diego Comerci, subsecretario de Desarrollo e Innovación de la UNSAM. Y agregó: “Desde la Secretaría de I+D+i de la UNSAM promovemos este tipo de iniciativas multidisciplinarias que favorecen el desarrollo científico, tecnológico y la formación de recursos humanos.”.

 

Pedro Nicolás Martínez Viademonte

Pedro es de San Martín de los Andes, Neuquén. De chico tenía un taller y armaba  bobinas de Tesla. Cuando terminó la escuela técnica tenía ganas de seguir estudiando y al igual que la mayoría de los jóvenes se vino para Buenos Aires. Su hermano mayor fue el primero en llegar a la UNSAM, para estudiar ingeniería industrial, después de una experiencia en la Universidad de Buenos Aires. Por lo cual, en cuanto terminó la escuela técnica, Pedro viajó directo desde San Martín de los Andes, en Neuquén, a San Martín, Provincia de Buenos Aires.

“Además de la mecánica, también me gustaba la medicina como forma de ayudar a la gente, por lo cual la ingeniería biomédica me atrajo como forma de unir ambas cosas. Ahora estoy en segundo año y me parece cada vez más interesante”, contó. 

En las temporadas se vuelve a Neuquén: en invierno para trabajar como guía de trineo de huskies y en verano para pasar las fiestas, y también trabajo.

Nota actualizada el 11 de julio de 2022

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *