Escuela de Humanidades,Micrositios

El futuro de las Humanidades comenzó hoy

Galería

Este jueves se realizó la Jornada “El futuro: miradas desde Humanidades” organizado por el Laboratorio de Investigación de Ciencias Humanas (LICH) que expuso en la perspectiva de varias disciplinas y debatió con diferentes especialistas en el campo de las humanidades. .

La apertura estuvo a cargo de la decana de la Escuela, Silvia Bernatené, la directora del LICH, Silvia Grinberg, el presidente de Funintec, Alberto Pochettino, y el investigador Andrés Kozel en presencia de docentes, investigadores y estudiantes de la UNSAM.

A lo largo de distintos paneles se analizó la compleja relación de nuestra cultura con el tiempo. Vivimos en un mundo vertiginoso e incierto ¿Es el nuestro un mundo “presentista”, según la caracterización de Franҫois Hartog? ¿Es la nuestra una época amnésica, sin consciencia histórica, o es una época sofocada por la musealización, el recuerdo total e, incluso, la saturación (Régine Robin) y los abusos (Tzvetan Todorov) de la memoria? No parece haber respuestas simples ni unívocas para estas preguntas. El futuro tampoco presenta un panorama esclarecedor ya que el optimismo del abanico de avances tecnológicos convive con perplejidades, escepticismos, miedos y disposiciones catastrofistas de distinto tipo que potencian la incertidumbre y direccionan el foco de atención a las dimensiones política y geopolíticas.

Se abordarán diversas ideas e imágenes de futuro que actuaron como articulaciones discursivas en sus respectivos presentes y cuyos ecos se han perpetuado y han sobrevivido a lo largo de la historia; se realizará un recorrido crítico desde las artes que dará cuenta de los sentimientos asociados por el “futuro” examinando las diversas modulaciones estéticas sobre utopías y distopías; se problematizará la crisis ambiental, el vínculo del trabajo con la tecnología y su impacto sociopolítico y como cierre del encuentro, el panel procurará analizar las políticas de la memoria y la enseñanza de los derechos humanos como apuestas a un futuro de paz, “Recordar para no repetir” ha sido el mantra de las políticas de memoria sobre los holocaustos y genocidios, acarreando la fuerza ética asociada a la construcción de un futuro donde esas masacres y masivas violaciones a los derechos humanos no puedan volver a suceder.

¿Pueden entonces las Humanidades ayudarnos como pretendía Paul Ricoeur, expandir e indeterminar nuestra experiencia y, recíprocamente, a circunscribir mejor nuestras esperas? Sin olvidar que nuestras tentativas al respecto se despliegan en el inquietante umbral de un futuro que algunos comienzan a conceptualizar como “pos-humanista” e, incluso, como “pos-humano”.

Contacto: [email protected]

, , , ,

Nota actualizada el 3 de mayo de 2019

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *