#SAAPUNSAM,Escuela de Política y Gobierno

“Necesitamos refinar los instrumentos para comprender las crisis democráticas”

Destacados analistas políticos de Brasil y la Argentina coincidieron en que hay que repensar las categorías tradicionales de la teoría democrática y establecer más diálogos con otras disciplinas. Fue en el marco del XIV Congreso Nacional de Ciencia Política.

Los límites de las teorías elitistas y de la teoría democrática liberal, el surgimiento de un nuevo tipo de populismo distinto a los que conocimos a mediados del siglo XX y la cuestión de género en sociedades polarizadas fueron los temas centrales de la mesa “Crisis de la democracia y visiones comparadas entre la Argentina y Brasil”.

Leonardo Avritzer, profesor de la Universidad Federal de Minas Gérais, planteó que hoy ya no es posible pensar la democracia solo como competitividad, soberanía y ejercicio del poder desde el centro. Sobre la polarización política, tema muy discutido en el Congreso, Avritzer afirmó que “es una cuestión importante, pero no debe perderse de vista que surge de la esfera pública y de ahí va hacia el sistema político, y no al revés.

En esta línea, Enrique Peruzzotti señaló que “hoy estamos ante una estrategia de democratización alternativa basada más en la soberanía popular que en el gobierno limitado”. “A diferencia de los populismos clásicos y del ‘autoritarismo competitivo’ teorizado por Levitsky, lo que yo llamo ‘hibridación democrática’ se da en contextos de sociedades ya democratizadas, no tiene un evento indiscutible que marque una ruptura institucional, es promovida por autoridades electas y evoluciona a través de cambios graduales y selectivos. Pero si es exitoso en su creación de una lógica antagónica, puede crear una oposición desleal también capaz de hacer todo lo posible para sacarlo del poder”, advirtió el politólogo de la Universidad Torcuato Di Tella y el Conicet.

Flávia Biroli analizó el debate sobre la relación entre estas “posdemocracias” y la cuestión de género: “planteo como hipótesis que la conflictividad en torno a los derechos sexuales, reproductivos y de género no es un elemento secundario, está relacionada con los elementos iliberales de las democracias existentes”. La presidenta de la Asociación Brasilera de Ciencia Política puso como ejemplo las movilizaciones contra la igualdad de género en Brasil, Polonia y Hungría, cuyos gobiernos incorporaron en distintos sectores del estado a los líderes de esas marchas. Biroli estudió también la campaña ‘Con mis hijos no te metas’ que ha tenido mucho peso en América Latina: “en el discurso de sus referentes, la democracia liberal que trajo derechos sexuales reproductivos fue producida por una minoría latinoamericana vinculada a élites tradicionales”.

Por último, Mariana Caminotti, coordinadora del panel, se refirió a la perplejidad de la ciencia política ante la llegada al poder de Bolsonaro en Brasil y planteó la necesidad de establecer un diálogo con otras disciplinas como la sociología política y la antropología para analizar fenómenos más profundos y entender procesos complejos que sobrepasan lo estrictamente institucional. “Necesitamos refinar los instrumentos para comprender las crisis democráticas”, cerró la profesora e investigadora de la Escuela de Política y Gobierno y el CONICET.

,

Nota actualizada el 29 de julio de 2019

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *