Gente de Humanidades

Liliana Berenstein: “Formamos educadores especializados en contextos de encierro”

La educación es un derecho humano y, como tal, debe ser garantizada a todos los sujetos, más allá de la complejidad de los espacios en los cuales se inscriba. El desafío de la Diplomatura Superior en Intervenciones Pedagógicas en Contexto de Encierro es trascender esa complejidad, a través de la especialización de formadores.

En el marco del ciclo académico 2016, conversamos con Liliana Berenstein, directora de la Diplomatura Superior en Intervenciones Pedagógicas en Contexto de Encierro, para conocer en profundidad los alcances y oportunidades que brinda esta carrera, cuya propuesta académica toca diferentes colectivos y realidades.

¿Qué herramientas adquiere un estudiante de la Diplomatura?

Los estudiantes adquieren una formación pedagógica para trabajar en la especificidad educativa ‘contexto de encierro’, sustentada en los derechos humanos, y entendiendo a la educación como parte de éstos.

Si tuviera que definir la Diplomatura en no más de cinco palabras ¿cuáles serían las más representativas y por qué?

Es una propuesta basada en la educación popular, que considera la educación de las personas como un derecho humano, cualquiera sea su situación vital. Se profundiza en las lógicas y tensiones de ambas instituciones -la carcelaria y la educativa-, en la importancia del espacio educativo en la cárcel y en el análisis y la comprensión de la población a quien va dirigida, considerando a las personas como sujetos de derecho e incidiendo en la transformación de destinos prefijados. En este sentido, si tuviera que definir la Diplomatura en pocas palabras, creo que las más representativas serían: derechos humanos, educación popular, institución carcelaria, institución educativa y subjetividad.

¿Una fortaleza y una debilidad de la carrera?

En términos de fortalezas, considero que una sería el abordaje de las diferentes temáticas que hacen al quehacer educativo en el contexto de encierro, además de las herramientas que otorga a los estudiantes en dicho contexto. Por otro lado, la cursada dura un año, lo que conlleva cierta debilidad en las instancias de práctica.  Por lo que ahora estamos pensando en profundizar esta instancia, sobre todo por la posibilidad de contar con el CUSAM, que funciona en el Complejo Penitenciario de José L. Suárez.

¿Cuáles son las particularidades que diferencian la carrera de otras propuestas académicas similares?

Prácticamente, no hay propuestas similares desde el ámbito universitario. Además, la diferencia fundamental es la experiencia del CUSAM articulada a la Diplomatura.

¿Cuáles son los desafíos de formar futuros educadores e investigadores en su campo?

El desafío es crear profesionales que ejerzan su tarea educativa en el contexto de encierro, como también en poblaciones de alta vulnerabilidad, partiendo de los saberes de la población a quien va dirigida, entendiendo su realidad y sus necesidades, estimulando la reflexión y el pensamiento crítico  y defendiendo el espacio educativo como derecho humano. Para ir descubriendo más profundamente las necesidades y los modos de enriquecer la tarea educativa en este contexto, las investigaciones se tornan prioritarias.

¿Por qué un alumno tendría que elegir la UNSAM como universidad?

La UNSAM ofrece con esta propuesta un abordaje integral a las temáticas de educación en contexto de privación de la libertad. Los profesores son especialistas que vienen trabajando e investigando en esta área educativa desde hace tiempo. Además, la articulación directa de la Diplomatura con el CUSAM le aporta a la propuesta una especificidad peculiar.

¿Cuál es su balance y sus objetivos como directora de la carrera?

Este año, iniciamos el 4to año de experiencia de la Diplomatura. Desde su inicio, hemos recibido estudiantes de diferentes áreas educativas, de diferentes provincias del interior y de países limítrofes. Es muy enriquecedor el intercambio de experiencias que se da en el transcurso de la cursada, el compromiso que va construyéndose con la población a quien va dirigida y la posibilidad de trasladar lo transitado y aprendido a los lugares específicos de trabajo. Como objetivo, seguiremos apostando a la especialización y jerarquización de profesionales del campo de la Educación en contextos de privación de la libertad, vinculada al derecho de todo sujeto a recibir educación.

Continúa abierta la inscripción para el ciclo académico 2016 [AQUÍ]
Consultas: dipece@unsam.edu.ar

, ,


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *