Vitiello y Ruta

Escuela de Humanidades,Notas de tapa

La UNSAM le entregó el título Honoris Causa a Vincenzo Vitiello

El profesor italiano recibió el lunes 17 de septiembre en el Teatro Tornavías la laudatio por parte del decano de la Escuela de Humanidades, Enrique Corti. Además brindó la conferencia “El destino de la filosofía hoy y el rol de la universidad en la sociedad contemporánea”.

La apertura del encuentro estuvo a cargo del conjunto  de música vocal-instrumental del Renacimiento Los Ministriles y Carlos Ruta fue el primer orador. El rector de la Universidad no sólo destacó los logros académicos de Vincenzo Vitiello sino que resaltó el rol que jugó en el crecimiento de la UNSAM. “Su primera visita fue en 1997, cuando todavía no existía la Escuela de Humanidades. En ese momento habíamos organizado una maestría en Filosofía de la Cultura y a partir de entonces nos visitó en varias ocasiones. Enzo fue una persona que nos ayudó a pensar qué podría significar la filosofía dentro de esta universidad”, dijo Ruta.

El Rector sostuvo que a su juicio el profesor italiano representa “un maestro, alguien que vive su relación con la filosofía como una verdadera vocación, como un destino personal,  íntimo y profundo, con un compromiso con la verdad, con la realidad”.

Para terminar Ruta recordó dos cuestiones que aprendió de Vitiello: en primer lugar, su propuesta de dictar una misma materia con dos profesores de distintas especialidades cuando estaba impulsando una transformación en la cátedra de Filosofía de la Universidad de Salerno; y en segundo lugar, su ideología de que el pensar esté en el corazón de todo, dado que la vocación de las humanidades es despertar el pensamiento.

Luego fue el turno de la laudatio a cargo del decano de la Escuela de Humanidades, Enrique Corti, que ni bien se puso tras el micrófono aclaró que la tarea de encargarse de la alabanza a Vitiello fue una enorme responsabilidad.

“Es una inmensa alegría que nuestra Universidad otorgue a Vincenzo el Honoris Causa, porque los méritos que reconoce este otorgamiento no son sólo los de su vida académica sino que a ellos se agrega que Vitiello ha colaborado desde los inicios con la UNSAM y de manera especial en la gesta de la Escuela de Humanidades. Vincenzo constituye una vigorosa presencia intelectual y esta distinción lo identifica como tal”, dijo Corti.

Luego fue Vitiello quien subió al escenario del Teatro Tornavías para comenzar con su discurso sobre el destino de la filosofía y el rol de las universidades en la sociedad. “Imagino una universidad donde los docentes sean llamados por los estudiantes. Universidades que no emitan títulos legales de estudio con fines profesionales y económicos. Imagino universitates studiorum, que sean ante todo universitates scholarium, no por la exclusión de los maestros, sino porque los maestros son los primeros scholares de sus propios scholares, porque quien no aprende de las preguntas, de las dudas, de las inquietudes y también de las certezas juveniles no tiene el hábito de maestro”, dijo.

 

Nota actualizada el 18 de septiembre de 2012

No están permitidos los comentarios.